Tecnología & ciencia

Nuevo hallazgo en Grecia que habre un nuevo capítulo en la historia de los origenes del ser humano

Investigadores de la Universidad de Tubinga (Alemania) analizaron un cráneo hallado hace 50 años y concluyeron que data de hace 210.000 años, lo cual lo convierte en el ejemplar más antiguo de un humano encontrado fuera de África.

craneos

Crédito: AFP / EBERHARD KARLS UNIVERSITY OF TUEBINGEN

Este descubrimiento se suma a la evidencia de una migración de humanos desde África que no dejaron rastro de ADN en los de hoy.

En 1970, un grupo de paleontólogos descubrió dos cráneos que ahora, como parte de una nueva investigación, fueron sometidos a una tomografía computarizada y otros procesos para reconstruirlos digitalmente y revelar sus secretos.

Ambos cráneos estaban incompletos y en mal estado.

Uno parecer ser el de un neandertal. El otro, en cambio, presenta una mezcla de humano primitivo con humano moderno (Homo sapiens).

Uno de los cráneos tiene la parte trasera redondeada, una de las características de humanos modernos.

Si los investigadores están en lo cierto, significaría que los Homo sapiens llegaron a Europa al menos 150.000 años antes de lo que se pensaba.

Algunos científicos, sin embargo, son escépticos con el hallazgo.

"El fósil en cuestión está muy incompleto y sospecho que muchos no lo consideran un diagnóstico completo de Homo sapiens", le dijo al portal Vox el paleoantropólogo Ian Tattersall, curador del Museo de Historia Natural de Nueva York, quien no estuvo involucrado en el estudio.

Según los investigadores, los resultados sugieren que ambos, los neandertales y los humanos modernos, convivieron en Apidima.

Las personas que hoy viven fuera de África tienen un rastro ancestral que se extiende hasta los migrantes que abandonaron ese continente hace 60.000 años.

A medida que estos humanos modernos se expandieron a través de Eurasia, fueron reemplazando a otras especies que habitaban esos lugares, como los neandertales y los denisovianos.

Esta, sin embargo, no fue la primera migración de humanos modernos (Homo sapiens) desde África.

En la década de los 90 en los yacimientos de Skhul y Qafzeh, en Israel, se encontraron fósiles que datan de entre 90.000 y 125.000 años.

Estos hallazgos fueron vistos como una anomalía, es decir, una breve incursión fuera de África que no prosperó.

En los últimos años, los expertos han llegado a la conclusión de que nuestra especie migró desde África más lejos y más temprano de lo que se creía anteriormente.

En los asentamientos de Daoxian y Zhirendong en China, los paleontólogos han descubierto fósiles humanos modernos que datan de entre 80.000 y 120.000 años.

Los estudios de ADN han revelado signos de un cruce temprano entre humanos africanos y neandertales.

El estudio de neandertales alemanes ha mostrado que la mezcla ocurrió entre 219.000 y 460.000 años atrás, aunque no está claro si el Homo sapiens estuvo involucrado, o si se trató de otro grupo primitivo africano.

Fuente