La construcción de un complejo turístico en la isla de Corfú, como ocurrió en España con el hotel El Algarrobico en Cabo de Gata, puede poner en peligro los humedales de la península de Erimitis, alterar servicios ecológicos clave, la calidad del agua, la protección contra la erosión y destruir hábitats para especies locales y migratorias.

mikulas-prokop-EsA8y9JpzpE-unsplash

Así lo han explicado a EFE expertos de la Alianza Mediterránea por los Humedales, que reúne a 28 organizaciones medioambientales y científicas mediterráneas, y que han unido sus fuerzas para instar nuevamente al primer ministro de Grecia, Kyriakos Mitsotakis, a que intervenga para evitar la devastación de la península de Erimitis.

Amenaza para los humedales de la isla griega de Corfú

La Alianza ha enviado una segunda carta a Mitsotakis, tras una primera misiva remitida en octubre pasado y de la cual no han tenido respuesta, en las que advierten de la gran pérdida ambiental que supondría destruir los hábitats de los humedales de Vromolimni y Akoli, por la construcción del “Proyecto de Kassiopi”.

Yurena Lorenzo, portavoz de Wetlands International Europe, ha señalado a EFE que “los humedales han desempeñado con frecuencia un papel de héroes olvidados, quizá debido a su peculiar naturaleza de estar formados tanto por agua como por tierra. Sin embargo, la evolución de las políticas en Europa y en todo el mundo reconocen cada vez más la importancia de estos magníficos proveedores de servicios para los seres humanos y la naturaleza”.

“Los humedales se encuentran entre los ecosistemas más eficientes a la hora de luchar contra el cambio climático actuando como amortiguadores del aumento del nivel del mar, sumideros de carbono o proveedores de alimentos”.

Por ello, pide a Mitsotakis la reconsideración del proyecto de Kassiopi y que declare “Erimitis como zona protegida”. De este modo, señala, Grecia podría convertirse en un país puntero en la priorización de su capital natural frente a las infraestructuras grises.

Alerta Roja para la península de Erimitis

La Alianza (Mediterranean Alliance for Wetlands, en inglés) ha emitido un aviso de Alerta Roja para Erimitis, para subrayar la importancia de estos humedales como lugares imprescindible en la protección de la cuenca mediterránea, y la gran amenaza a la que están expuestos y que además “supondría una pérdida de hábitat natural para especies locales y aves migratorias”.

La construcción del Proyecto de Kassiopi destruiría uno de los pocos entornos naturales vírgenes de Corfú, donde “existen tres humedales de gran valor protegidos por un decreto presidencial griego, concretamente en Erimitis”, según la Alianza.

La carta incide en que la protección de humedales como los de Erimitis requiere la aplicación de medidas de gestión de turismo sostenible y de conservación y soluciones basadas en la naturaleza para reducir los efectos del cambio climático, garantizar el agua potable, los alimentos y el bienestar humano, y proteger el entorno.

Según explican en la carta, “la deforestación y el desbroce preliminares del terreno ya han comenzado en el lugar y maquinaria pesada atravesó los límites de Vromolimni, humedal protegido, para construir una carretera en su orilla”.

Por ello, la Alianza insta al Primer Ministro que “reconsidere urgentemente el proyecto y aplique las medidas de conservación adecuadas“, entre las que señalan: la designación de la zona como área protegida, con permisos solo para actividades que no alteren las propiedades ecológicas de los humedales, como el senderismo y la observación de la naturaleza.

Conservación y protección de hábitats

Además, pide la adopción de medidas de conservación para la protección de hábitats y especies específicas en consonancia con el Convenio sobre la conservación de las especies migratorias de animales silvestres firmado en Bonn o el Convenio relativo a la conservación de la vida silvestre y del medio natural en Europa firmado en Berna, así como de las Directivas de la Unión Europea sobre la naturaleza con la que Grecia se ha comprometido como miembro de la UE.

Asimismo, insta a Mitsotakis vigilar la aplicación efectiva del decreto presidencial griego 229/AAP/2012 relativo a los pequeños humedales insulares y las medidas adecuadas para la protección de estos humedales.

Por su parte, Vivi Roumeliotou de la Society for the Protection of Prespa de Grecia, asegura que en “la era de la crisis climática, mantener intactos los humedales, como los de Erimitis, no es un lujo que deba sucumbir a las prioridades convencionales de desarrollo, sino una opción política indispensable para cualquier gobierno”.

E insta a los gobiernos griegos actuales y futuros a “ponerse en sintonía con los tiempos que vivimos y reforzar las herramientas institucionales de conservación y gestión de la naturaleza, así como las actividades de restauración sobre el terreno, en lugar de tomar las decisiones contrarias tanto en la elaboración de leyes como en la planificación de desarrollo”.

Uso sostenible de recursos

La Alianza está en funcionamiento desde 2017, tras un acuerdo de colaboración entre 28 ong y organizaciones científicas, cuyo objetivo es la conservación de estos hábitats del Mediterráneo y el uso sostenible de sus recursos, valores y servicios junto a la sociedad civil.

Trabajan con las poblaciones locales proporcionando capacitación y educación para la conservación de los humedales, desarrollando proyectos de restauración y realizando evaluaciones de riesgos ambientales y han desarrollado 16 microproyectos y nueve módulos de entrenamiento.

La carta a Mitsotakis la han firmado: AOS (Albania); Association des Amis des Oiseaux (Tunez); la Association Nationale Algérienne d’Ornithologie (ANAO) (Argelia); BIOM (Croacia); Centar Za Zastiitu Ptica (CZIP)(Montenegro); Doga Dernegi (Turquía); Euronatur (Alemania); Grepom (Marruecos); e Institute for Conservation in Albania (INCA)de Albania.

Asimismo, Ornithological Research Center / Ondokuz Mayis University (Turquía); Petites Iles de Méditerranée (Francia); Société de Protection de la Nature du Liban (Líbano); Society for the Protection of Prespa (Grecia); Society of Wetlands Scientist (Europa); SPANA (Marruecos); Tour du Valat (Francia); WWF España y WWF Grecia.

Fuente

Noticias Relacionadas

La Amazonía ha registrado casi 300 incendios desde comienzos de 2021

Leer Nota

Colombia: Duque sanciona ley que castiga penalmente la deforestación

Leer Nota

EE. UU. deporta a Guatemala a más de cien personas en cinco días

Leer Nota

Panamá: país líder en carbono negativo

Leer Nota