Sustentabilidad

Automóvil con energía solar que podría eliminar la necesidad de recargar el coche eléctrico

El nuevo modelo del Toyota Prius PHV dispone de paneles solares cinco veces más potente y capaz de recargar las baterías con el coche en marcha.

Foto: Toyota

Foto: Toyota

La corporación multinacional japonesa, Toyota, esta a punto de eliminar la necesidad de tener que recargar el coches eléctrico. Lo quiere conseguir con una combinación de paneles solares ultraeficientes montados, no sólo en el techo del vehículo, sino también en el capó e incluso el área del cristal y la puerta del maletero, pues se despliegan en forma de film de tan sólo 0,03 milímetros de espesor.

Su actual poder de generación de energía es de 860 watios, casi cinco veces más que en el Prius PHV previo que la marca ya vendía sólo en Japón desde 2017 y que montaba células solares sólo en su techo. Esta mejora se consigue no solo con la mayor superficie de absorción y la mayor eficiencia de las células, sino también por un nuevo sistema que no sólo es capaz de generar energía en estático con el coche aparcado, sino también en marcha.

Según Toyota, los paneles de este modelo de Prius permitirían desplazarse 44,5 km al día gracias a la carga en modo estático, distancia que todavía se vería incrementada hasta los 56,3 km al añadir la conversión en movimiento. Una autonomía que cubriría las necesidades de desplazamiento diario de la mayoría de la población y sin necesidad de conectar el vehículo a ninguna fuente de energía eléctrica.

Por ahora este Prius solo es planes y bocetos pero será una realidad muy pronto. La compañía ha anunciado planes de realizar pruebas que empezaran de inmediato. Se trata de un proyecto llevado a cabo en conjunto con NEDO y Sharp, y las pruebas se realizarán en Japón.

Hasta ahora el Prius PHV podía recorrer 6,1 km al día con la carga estática solar, mientras que la carga en marcha se derivaba a la batería auxiliar que proporciona energía a sistemas como navegador, climatizador, ventanillas etc. Con esos 6,1 km al día, Toyota calculaba un ahorro de unos 1.000 km gratis al año, lo que calculando unos seis litros de gasolina de 95 octanos a los cien kilómetros al precio actual aproximado de 1,33 supondría un ahorro anual de unos 80 euros.

Además del gran ahorro que supondrán, estos nuevos paneles solares ultraeficientes permitirán eliminar uno de los grandes hándicaps que tienen los coches eléctricos: encontrar puntos de recarga eléctrica. Por otro lado, la eficiencia de esta energía aplicada a los vehículos dependerá de las horas de luz según el país, la estación del año, donde se aparque o si se quiere viajar de noche.

La intención de Toyota va más allá de sus propios coches y se plantea “contribuir a la creación de un nuevo mercado de paneles solares, que incluyan el sector de transporte comercial”.

Fuente