Un tribunal de Minsk condenó a la líder opositora María Kolesnikova a 11 años de prisión por “atentar contra la seguridad nacional”. La mujer había liderado masivas protestas contra el régimen de Alexander Lukashenko.

ad9ca567-6617-421d-b13a-932a16e98f04_alta-libre-aspect-ratio_default_0

El abogado de Kolesnikova, Maxim Znak, también fue condenado a 10 años de prisión, según el servicio de prensa de Viktor Babariko, otro opositor detenido para quien había trabajado Kolesnikova. Según la organización de derechos humanos Vesná, los dos miembros del presídium del Consejo Coordinador de la oposición para el traspaso pacífico de poder fueron declarados culpables de "cometer acciones contra la seguridad nacional, crear y encabezar una organización extremista y conspirar para tomar el poder de manera inconstitucional”.

El juicio contra los dos opositores, de los que la Fiscalía dijo que habían creado el 16 de julio de 2020 junto a otras personas una conspiración secreta para tomar el poder de manera inconstitucional en Bielorrusia, se inició el pasado 4 de agosto a puerta cerrada.

Pago de condenas de diferentes condiciones

De acuerdo con un comunicado de la Fiscalía General de Bielorrusia publicado en su cuenta de Telegram, Kolésnikova cumplirá su condena en una prisión de régimen general y Znak en uno reforzado. El veredicto puede ser apelado, algo que la defensa planea hacer próximamente, según el abogado de Znak.

A la lectura de la sentencia asistieron los padres de los dos opositores, encarcelados desde hace un año. Los vídeos de la vista muestran a Kolésnikova vestida de negro, como suele ser habitual, en la "pecera" o jaula de vidrio junto a Znak formando con sus manos un corazón. Se trata de uno de los símbolos de las tres mujeres líderes de la oposición bielorrusa junto a ella, Svetlana Tijanóvskaya y Veronika Tsepkalo, durante la campaña electoral: un puño cerrado, una V de victoria y un corazón hecho con las manos.

El jurista Znak trabajó para el exbanquero antes de sumarse al Consejo Coordinador de la oposición, al igual que Kolésnikova, que era su jefa de campaña. La oposición bielorrusa decidió crear un Consejo Coordinador para el traspaso pacífico de poder tras el estallido de las protestas contra el fraude en las elecciones presidenciales del 9 de agosto de 2020, en las que el presidente, Alexandr Lukashenko, fue reelegido con más del 80 % de los votos, según datos oficiales.

Comicios fraudulentos, perseguidos políticos

Esos comicios fueron considerados fraudulentos por la oposición y Occidente. Todos los miembros del presídium del consejo han sido encarcelados o se han exiliado. Kolésnikova fue detenida y encarcelada después de negarse a ser deportada del país por el KGB.

"¡INOCENTES!", escribió el equipo de Babariko en Telegram. "Todos los bielorrusos, abogados, Masha (diminutivo de María) y Maxim lo saben. Sólo el tribunal "no lo sabe", añadió. "María Kolésnikova y Maxim Znak son perseguidos por motivos políticos por su amor a Bielorrusia, respeto por la ley y deseo de cambio", recalcó.{

Fuente

Noticias Relacionadas

Macron pide perdón a los harkis, a 60 años de la guerra de Argelia

Leer Nota

ONU rechaza ejecuciones perpretadas por rebeldes hutíes en Yemen

Leer Nota

Amnistía Internacional condena impunidad por muerte de personas en custodia en Irán

Leer Nota

Dudas sobre aplicabilidad del pasaporte sanitario laboral impuesto en Italia

Leer Nota