La seguridad en las zonas más afectadas por el conflicto es la "prioridad número uno" para implementar los acuerdos de paz, dijo el enviado para Colombia de la Secretaría General y pidió "mayor presencia del Estado".

flavia-carpio-P3PFi8THbUs-unsplash

El representante del secretario general de la ONU en Colombia dijo este jueves (15.07.2021) que la "prioridad número uno" de la implementación de los acuerdos de paz entre el Gobierno colombiano y las FARC es la de "mejorar la seguridad en las áreas históricamente afectadas por el conflicto". "A nivel nacional hay indicadores de reducción de homicidios, de reducción de violencia en los promedios nacionales en Colombia, pero en las áreas de conflicto (...) ahí la inseguridad es muy alta", añadió durante una rueda de prensa Carlos Ruiz Massieu desde Bruselas.

En esas zonas "hay todavía un común denominador que es la presencia de grupos armados, pocas posibilidades de desarrollo y economías ilícitas, ya sea narcotráfico, ya sea minería ilegal", continuó. Massieu pidió una "mayor presencia del Estado en los territorios afectados por el conflicto" porque "desafortunadamente, en áreas donde se encontraban las FARC y luego se desmovilizó, esos vacíos no se han podido llenar de Estado y otros grupos, tanto los existentes como otros, han aprovechado para crecer en esos territorios o para a veces luchar entre ellos por el control de ciertas partes del territorio".

"Los grupos armados están (...) en un 60 % detrás de los homicidios de excombatientes, de líderes sociales y, en general, de daños y amenazas a las comunidades", dijo citando datos de la fiscalía colombiana. Por eso, el enviado especial de la ONU a Colombia exigió "pasos más audaces" porque "si no se tiene seguridad, es muy difícil avanzar en otras áreas de la implementación" de los acuerdos de paz, de los que en noviembre se cumplirán cinco años.

Contra el "uso desproporcionado de la fuerza" en las manifestaciones

Massieu también se refirió a las manifestaciones, lamentando un "uso desproporcionado de la fuerza" por las fuerzas de seguridad colombianas, pero admitiendo que "organizaciones, algunos grupos armados ilegales o células de esos grupos" utilizaron la situación de las protestas "para alterar el orden público".

No obstante, Massieu quiso subrayar que "el hecho de tener un acuerdo de paz ha significado también que los colombianos se enfoquen" en demandas socioeconómicas, de derechos y libertades "y no en temas relacionados con el conflicto, que era la tónica tradicional".  "En alguna medida, el acuerdo de paz tiene impacto positivo en el ejercicio de derechos", aseguró.

Massieu viajó a Bruselas para reunirse con el enviado especial de la Unión Europea a Colombia, Eamon Gilmore, y con Brian Glynn, el director general para las Américas del Servicio Europeo de la Acción Exterior y tiene previsto viajar también a Madrid. "Ha sido muy importante, trascendental, el apoyo de la Unión Europea de todo tipo. El apoyo político y también financiero a proyectos de reincorporación".

Fuente 

Noticias Relacionadas

La Amazonía ha registrado casi 300 incendios desde comienzos de 2021

Leer Nota

Colombia: Duque sanciona ley que castiga penalmente la deforestación

Leer Nota

EE. UU. deporta a Guatemala a más de cien personas en cinco días

Leer Nota

Panamá: país líder en carbono negativo

Leer Nota