Sociedad

Cómo funcionara la línea de atención "pro vida" para asistir a mujeres con embarazos inesperados

Desde el 1° de abril, la línea telefónica gratuita comunicará a la mujer que llame con voluntarios de 200 organizaciones evangélicas de todo el país.

Crédito: Martin Rosenzveig / INFOBAE

Crédito: Martin Rosenzveig / INFOBAE

A través del 0-800 planean brindar ayuda "psicológica, médica, emocional, jurídica y espiritual".

Tal como señaló el pastor Christian Hooft, al medio INFOBAE, "La idea es cubrir todo el territorio nacional por gente voluntaria capacitada que va a sumarse a esta misión. Se trata mayormente de gente que comparte ciertos valores en cuanto al pensamiento de salvar las dos vidas. Esta línea, está claro, no es un teléfono al que vas a llamar y te van recomendar hacer un aborto".

"De acuerdo al requerimiento de la necesidad específica de cada mujer, se intentará ayudar de la mejor manera. Se reciben todo el tiempo solicitudes en la iglesia de chicas en embarazos vulnerables, inesperados, mayormente de chicas que necesitan atención o que están en una situación social delicada", indicó. "Algunas atraviesan una crisis emocional, otras necesitan ayuda económica porque no pueden hacer frente a la maternidad y otras a veces necesitan asesoramiento jurídico por distintas cuestiones. La idea es poder ofrecer una atención integral. Tal vez sólo necesita un médico o alguien que la ayude a saber cuáles son su derechos".

Sin embargo, explicó Hooft, si la mujer lo requiere, la ayuda también es espiritual. "Quizás necesita un apoyo en lo que es su fe. Acá no se va a imponer nada. Si la persona lo pide se podrá brindar consejería y apoyo pastoral. Las crisis a veces hace tambalear también la fe. Esto está despegado de cualquier visión ideológica que se quiera transmitir. Es algo que se viene haciendo de manera individual en cada iglesia desde siempre, no es nuevo. Pero ahora lo haremos de manera mancomunada".

"Esto lo podría hacer el Estado pero lo estamos haciendo las organizaciones. La iglesia debe hacerlo para acompañar su postura y que esto no quede en un relato en defensa de la vida. El embarazo adolescente sobre todo en situaciones vulnerables es una problemática en el país y la iglesia no puede mirar para otro lado", continuó.

En el hipotético caso de que una mujer que llame esté involucrada, además, en una situación de abuso, explican desde Aciera, los voluntarios "que van a asesorar desde la fe" brindarán asesoramiento legal para ayudar a la víctima: "Queremos tener gente capacitada que pueda asesorar de manera integral. El aborto lógicamente no es el consejo que se le va a dar, ya que no es legal. Pero la ley establece abortos no punibles. Desde lo espiritual uno puede decir 'estos son los pro y los contras' y ahí ya es una decisión personal".

Fuente