Salud

En Chaco como no había insumos en el hospital “enyesaron” a una mujer con cintas y cartones

Ante la falta de férulas de plástico, tres traumatólogos del hospital Salvador Mazza improvisaron con cintas y pedazos de cartón. El gobernador de la provincia pidió que los médicos sean sancionados.

Foto: Clarín

Foto: Clarín

"Ordené al ministro de Salud que se instruya de forma inmediata el sumario administrativo, con la medida preventiva de separación del cargo y suspensión de haberes de los tres médicos traumatólogos por los graves hechos ocurridos en el Hospital Salvador Mazza de Villa Ángela. Hasta tanto dure la sustanciación del sumario correspondiente y se aplique la máxima sanción que corresponda".

El tuit de Domingo Peppo, gobernador de la provincia de Chaco, ocurrió luego de que se diera a conocer un suceso insólito en el centro médico mencionado. En Villa Ángela, ciudad chaqueña ubicada al sudoeste de la provincia, Margarita Romero llegó a la guardia con una fractura en su pierna derecha y en el hombro producto de un accidente automovilístico.

Los médicos que la atendieron lo hicieron rápidamente. Sin embargo, cuando la recibieron se percataron de que no contaban con los insumos necesarios para enyesarla, por lo que debieron improvisar una férula con cartones y cinta de embalar.

La mujer debió soportar los dolores de las lesiones -con los pedazos de cartón en su cuerpo- hasta el día siguiente, cuando finalmente una ambulancia la pudo trasladar hasta la localidad de Roque Sáenz Peña. La crisis sanitaria que afronta el hospital también impacta en la escasez de profesionales traumatólogos para completar todos los turnos de atención.

"Hace tres meses que estamos en estas condiciones. Si sos víctima de un siniestro vial en nuestra ciudad, o en los alrededores, no vas a poder recibir atención traumatológica", explicó el periodista Daniel Ruiz, de Villa Ángela, en diálogo con TN.

El doctor generalista decidió, junto a un grupo de enfermeros, calmar los dolores de Romero -ante la falta de férulas de plástico– con cintas y pedazos de cartón.

Ruiz también contó que "otra mujer debió esperar 60 días en el mismo hospital para que alguien la atendiera en la sala o la derivara a otro centro de salud. Y otro hombre, que padecía diabetes, sufrió gangrena en uno de sus pies porque demoraron en revisarlo".

Fuente