Salud

Ciencia, unidad y solidaridad son los tres elementos clave para superar esta pandemia

“Los sistemas mundiales de salud y respuesta a las emergencias se han puesto a prueba y han resultado ser deficientes”, señala el titular de la ONU en una reunión cumbre sobre salud pública.

Crédito: © IRC/Schneyder Mendoza

Crédito: © IRC/Schneyder Mendoza

Para que los países puedan superar la pandemia de COVID-19 es necesario que se preparen mejor, que se guíen por la ciencia y que actúen de manera unida y solidaria, afirmó el Secretario General de las Naciones Unidas, António Guterres, en la Cumbre Mundial de la Salud, celebrada este domingo.

El evento virtual tuvo lugar en Berlín con el respaldo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y contó con unos 2.500 participantes de más de cien países que discutieron cómo responder a los desafíos sanitarios globales y cómo mejorar la salud general de la población.

En un mensaje de video, António Guterres repasó los muchos efectos perturbadores de la pandemia del coronavirus, además de recordar la pérdida de casi 1.150.000 vidas y 42,5 millones de casos hasta el momento.

Cerca de 500 millones de puestos de trabajo han desaparecido, con una pérdida mensual para la economía mundial de unos 375.000 millones de dólares. La violencia de género se ha disparado y las enfermedades mentales “son una crisis dentro de la crisis”. Por si fuera poco, alrededor de 24 millones de niños podrían abandonar la escuela, lo que les impactaría de por vida.

“El COVID-19 nos está alejando aún más del rumbo de lograr la visión y la promesa de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible”, dijo el jefe de la ONU, quien dijo que la primera lección dura de la crisis fue que “no estábamos preparados”.

“Los sistemas mundiales de salud y respuesta a las emergencias se han puesto a prueba y han resultado ser deficientes. El acceso a la salud es un derecho humano que se niega a miles de millones de personas en el mundo. La cobertura de salud universal es el camino hacia una atención médica de alta calidad, equitativa y asequible. Los sistemas de salud pública sólidos y la preparación para emergencias son pasos esenciales para una mayor resiliencia”, recalcó Guterres.

El titular de la ONU afirmó que si los países toman como base la ciencia y actúan en unidad y solidaridad podrán superar la pandemia.

“Las medidas de salud pública que incluyen máscaras, distanciamiento físico y lavado de manos son medios comprobados para mantener a raya al virus”, enfatizó.

Añadió que es imperativo proteger a la población vulnerable y mantenerse lejos de los eventos que propagan el virus. También dijo que los gobiernos deben trabajar con las comunidades para difundir información confiable y generar confianza.

“Necesitamos solidaridad mundial en cada paso del camino. Los países desarrollados deben apoyar los sistemas de salud de los países con escasos recursos”, apuntó Guterres y reiteró que el desarrollo de vacunas y las vacunas, cuando las haya, deben ser un bien público.

“Las vacunas, las pruebas y las terapias son más que un salvavidas. Son salvadoras de la economía y salvadoras de la sociedad”, aseveró el Secretario General

Añadió que el alivio no llegará con un solo paso, “sino mediante la combinación inteligente de la investigación de vanguardia con la salud pública básica”.

Guterres se refirió, asimismo, a la desinformación y la información errada, considerándolas como “aliadas mortales del virus”, ya que propician muertes e infecciones y generan tensiones sociales que han llevado a la violencia.

“A menos que contrarrestemos los rumores, las teorías de la conspiración y las mentiras contrarrestarán nuestros esfuerzos”, advirtió.

En este tenor, destacó la campaña Verificado, de la ONU, para garantizar que las personas tengan acceso a consejos precisos que protejan y promuevan la salud.

“Aprovechemos esta oportunidad para enfrentar juntos la crisis del COVID-19 con la urgencia y la integridad que requiere”, concluyó el Secretario General.

Fuente