Medio Ambiente

Para el 1 de agosto la humanidad habrá agotado los recursos naturales de todo 2018

Esto significa que se consume el equivalente a 1,7 planetas de media, e lo que se conoce como el Día de la Sobrecapacidad de la Tierra o “Earth Overshoot Day”.

Foto: EFE/Chico Batata

Foto: EFE/Chico Batata

Según datos de la organización internacional Global Footprint Network, encargada de medir el gasto de los recursos naturales en el mundo, refiere que los más de 7.600 millones de habitantes de la Tierra han consumido ya las reservas de todo el año.

La organización señala que actualmente la huella ecológica de la humanidad, que contabiliza el consumo per cápita de alimentos, bosques, fibras como el algodón, captura de carbono y la ejecución de infraestructuras, es del 60 %.

Pero el mayor porcentaje de la huella ecológica es la del carbono -el dióxido de carbono que la atmósfera debe absorber-, producida sobre todo por la quema de combustibles fósiles.

Con estos datos, el también llamado Día de Sobregiro de la Tierra se ha adelantado desde finales de septiembre de 1997 al 1 de agosto en 2018, la fecha más temprana desde que se empezó a realizar este tipo de mediciones en los años 70, según la organización.

Esto significa que la humanidad consume los recursos naturales de 1,7 planetas de media, es decir mucho antes de la capacidad de la tierra para recuperar los sistemas.

Sin embargo, países como España superan esa cifra y llegan a los 2,3 planetas, señala el Secretario General de WWF España, Juan Carlos del Olmo.

Debido a este excesivo consumo “los ecosistemas y las especies están desapareciendo a una velocidad de vértigo”, así desde 1997, “la humanidad ha reducido entre un 60 y un 70 % las poblaciones de animales vertebrados del planeta”, según Del Olmo.

La directora de Desarrollo Sostenible de la multinacional Suez, Dulcinea Mejide, señala que “estamos gastando recursos que no nos pertenecen” porque son los de las futuras generaciones.

Además, sostiene que es necesario la adaptación de las legislaciones para el fomento de la economía circular, es decir, “la reutilización de todos los recursos, como el agua, porque son finitos”.

Cree que se necesita mayor “diligencia por parte de las autoridades, de la sociedad, de las oenegés, y organismos” para lograr el cambio energético y menores emisiones y así “ser capaces de revertir la situación actual del planeta”.

Por ello, ve “inadmisible la postura de Estados Unidos de no apoyar el Acuerdo de París”, y añade que no sabe “qué debe pasar para que toda la sociedad actúe para luchar contra la pérdida de biodiversidad”.

Los dos expertos coinciden en la necesidad de fomentar la concienciación en los consumidores y un cambio de hábitos en la alimentación, el transporte y tender hacia las energías más limpias para reducir la utilización de los recursos fósiles.

Fuente: EFEverde