Igualdad de genero

Ser mujer y luchar por el medioambiente en Latinoamérica supone su criminalización

La defensa del medioambiente, de los derechos humanos y ser mujer en Latinoamérica supone la criminalización, judicialización e incluso la muerte, denunciaron varias políticas e indígenas en Madrid en el marco de unas jornadas sobre liderazgo político, luchas y defensa de territorio y agua.

Crédito: EFE/Lourdes Uquillas

Crédito: EFE/Lourdes Uquillas

A la jornada “Mujeres y poder: liderazgo político, conectando luchas y territorios”, organizada por la ONG española Alianza por la Solidaridad que trabaja en varios países de Latinoamérica, han asistido representantes políticas de Brasil, Bolivia, Guatemala y Perú.

A ellas se unirán en los próximos días otras lideresas políticas y sociales de Colombia, Haití, Estados Unidos y España que participarán en varias sesiones en otras ciudades españolas como Mérida, Barcelona, Valencia y Valladolid, ha explicado a Efe la portavoz de la ONG, Rosa Martín Tristán.

Las participantes en Madrid han explicado que la defensa del territorio y de recursos como el agua y los ríos, han provocado varios problemas a las mujeres, como en el caso de Guatemala, donde la lucha por el río Cahabón -en el que se construyen varias hidroeléctricas-, ha provocado la criminalización y judicialización de varios líderes indígenas y comunidades privadas del agua.

La defensora de Derechos Ambientales en Guatemala, Ana Rutilia Ical, ha explicado con lágrimas en los ojos que mañana se sabrá la decisión del tribunal que juzga al dirigente quekchí Bernardo Caal Xol, quien se encuentra encarcelado desde el 30 de enero pasado por la defensa del Cahabón.

Caal lidera la resistencia de 85 grupos indígenas contra la construcción de los proyectos hidroeléctricos Renace, en el departamento de Alto Verapaz (norte), más exactamente en el río Cahabón, considerado sagrado por los quekchí, y en cuya ejecución participa la empresa ACS, del empresario español y presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, por medio de la filial Cobra.

Ical ha señalado que la lucha por los derechos medioambientales, “de los que históricamente los pueblos indígenas en Guatemala han sido excluidos y despojados” ha llevado a los pueblos indígenas a emprender la lucha, lo que ha supuesto la “criminalización y judicialización” de la población.

“Lucharemos por nuestros ríos, lagos, bosques y fauna y en contra de los proyectos de multinacionales que nos privan de kilómetros de territorio para privatizarlo”, ha asegurado Ical.

La diputada estatal por el Partido de los Trabajadores de Brasil, Isolda Dantas, ha asegurado que la elección de Jair Bolsonaro como presidente “supone un retroceso en todos los temas relacionados con el medioambiente, la Amazonía y las mujeres”.

El anuncio de la unión del Ministerio de Medioambiente con el de Agricultura supone un riesgo para la Amazonía, porque el primero se dedicaba no solo a la preservación sino también al combate de la destrucción de los bosques, ha asegurado Dantas.

El objetivo de las jornadas es visibilizar las barreras a las que se enfrentan las mujeres en el ejercicio de su participación social y política desde el ámbito local al nacional en países de Latinoamérica.

Las jornadas están financiadas por la Agencia Española de Cooperación Internacional y Desarrollo (AECID), el Ayuntamiento de Madrid, la Agencia Extremeña de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AEXCID) y el Instituto de la Mujer.

Fuente: EFEverde